Traffic | La Bota Chanel ha regresado para quedarse
26872
post-template-default,single,single-post,postid-26872,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-11.1,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive
  • La Bota Chanel ha regresado para quedarse

    Luna Bijl, modelo holandesa que resalta la mágica esencia que Gabrielle Chanel buscaba en sus icónicas botas… Hoy esta campaña revela el homenaje que Karl Lagerfeld le demuestra a su musa Coco en la colección Ready-to-Wear Otoño / Invierno 2017. Esta creación de “La Bota” con doble color desde sus inicios en 1957 tuvo el propósito de ser el zapato que acudía a todas las necesidades y gustos… “con cuatro pares de zapatos puedo viajar el mundo” esto es lo que Gabrielle buscaba al diseñar estas celebres botas, hasta convertirse en hoy como la más pura de las sofisticaciones que puede llevar una mademoiselle.

    Desde los modelos slingback, las bailarinas y claro, las botas han sido sometidas a una metamorfosis temporada tras temporada, en dónde Karl se basa en elementos claves del mismísimo armario de Gabrielle y que la hacían a ella como mujer, más que como diseñadora. Siendo ella amante de los caballos y una jinete reconocida ¿qué más podría lucir en estos tiempos de ocio? Mademoiselle Chanel llevaba sus botas siempre con ella, ya estuviese en un caballo, caminando en el campo o en la mismísima ciudad de París… era una con su calzado; mezclándolas después con chaquetas en tweed, pantalones y perlas en su cotidianidad.

    Temporada tras temporada este calzado otoñal se reinventa, desde un estilo motociclista en el 91, en versión de hule en el 94, o como botas infinitas en el 2005, a media pantorrilla en el 2006 en Paris-Byzance en el 2010, y en faux fur el año posterior, o las rocket como vimos en el desfile de SS17, siempre cada una presentada en distintas versiones de si mismas y de lo que el director creativo este buscando transmitir en ese momento, en esa pasarela y en ese espectáculo que monta todos los años.

    En esta ocasión caemos rendidos ante esta seducción urbana de La Bota CHANEL. Su esencia chic y acabados en gamuza y satín en distintos colores resaltan la comodidad, la elegancia y la historia, tanto que han grabado la firma de su fundadora sobre la piel. Beige, turquesa, gris, rojo ladrillo, berenjena, rojo vino son los colores en los que ya hoy podrás encontrar esta pieza en el mercado a nivel internacional. ¡No seas la única sin ellas!

    Imágenes cortesía de CHANEL.