Traffic | La belleza real, según Cara Delevigne
30251
post-template-default,single,single-post,postid-30251,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-11.1,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive
  • La belleza real, según Cara Delevigne

     La percepción de la belleza es un concepto que depende en su totalidad del espectador y su interpretación de la misma. El pasado 1 de mayo se celebró la Met Gala en la que Cara Delevigne desfiló en la alfombra roja con la cabeza completamente rapada y teñida con spray plateado (Un look casi galáctico). Una vez más, los ojos del mundo se posaron en la actriz y modelo, cuestionándose el porqué de su decisión. La elección de su peinado no fue cosa suya, puesto que obedece a las exigencias del rol de la película que se encontraba rodando: Life in a Year, en la que interpreta a una mujer con cáncer. No obstante, la decisión de asistir al evento con la cabeza rapada va más allá de una simple instrucción, puesto que nos abre los ojos a los dichosos estándares de belleza por los que el mundo se rige actualmente.

     

    “Es agotador que nos digan como tendría que ser la belleza. Estoy harta de que la sociedad la defina por nosotros. Quítate la ropa, límpiate el maquillaje, córtate el pelo. ¿Quiénes somos? ¿Cómo definimos la belleza? ¿Qué es lo que consideramos bonito?” Compartió Cara en su perfil de Instagram. Y realmente, esto nos hace cuestionarnos como personas, como mujeres empoderadas… ¿Qué es la belleza? Toda la vida hemos seguido un ideal que ha sido impuesto por las generaciones anteriores, por la televisión, por las redes sociales. Cada una tiene una belleza única, talentos propios y valores que la definen como persona. ¿Acaso está tan mal querer ser uno mismo? No. Es la sociedad la que está equivocada.

    Sin embargo, el discurso de la llamada “belleza real” ha sido escuchado miles y miles de veces, pero un tema tan importante como el romper los estereotipos, la aceptación y amor propio merece ser conversado mil y una veces más. Todas nosotras desde nuestro rol como mujeres, como madres, como amigas, como abogadas, como escritoras o cualquiera que sea la ocupación, tenemos el poder de alzar nuestra voz y aportar nuestro granito de arena a la lucha contra los estereotipos de lo que la belleza deba ser. Para Delevigne, reivindicar la “belleza real” desde su posición de mujer blanca y privilegiada, vestida en caros atuendos y las joyas más caras del mundo, resulta difícil de aceptar por muchos… Pero realmente, vamos algo más que un simple post en Instagram o un corte de cabello. Se trata de la representación, del apoyo a la belleza en las mil y un formas que se presente.

     

    Mediante el rechazo del fanatismo por encajar con las medidas y a la aceptación del verdadero ser, cada una desde nuestra cotidianidad, ya sean pasarelas y alfombras rojas como Cara o sentarse a escribir artículos, ejercer como madres, doctoras, ingenieras, etc. podemos replantear ese ideal de belleza que por tantos años hemos presenciado. 

     

     

    ¿Cómo construyes tu ideal de belleza?