Traffic | Detrás del esperado vestido blanco
35746
post-template-default,single,single-post,postid-35746,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-11.1,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive
  • Detrás del esperado vestido blanco

    El gran día llegó y por fin Meghan Markle le dijo “sí” al Principe Harry frente al altar… Momento esperado por miles de personas en el mundo, quienes son amantes de las historias que se relacionan con la realeza británica. Pero ¿qué uso la envidiada novia para este hito histórico? la selección, una pieza de Givenchy.

    El vestido fue revelado mientras Meghan se dirigía a la Capilla de San Jorge. Una obra diseñada por Clare Waight Keller, quien se convirtió en la directora artística de Givenchy el año pasado. Y como revelan fuentes cercanas a Markle, la elección se dio debido a la “estética elegante” y el “comportamiento relajado” que caracteriza a la diseñadora.

    Un escote recto que contrasta su rigidez en una falda tipo tulipán. Pieza que además sorprende con la inclusión de un cierre oculto, a diferencia de los botones de seda. Pero sin duda algo que llamó la atención fue el uso de un velo, debido a los fuertes puntos de vista feministas de Meghan. Sin embargo, este tiene un significado simbólico especial que se relaciona con el nombramiento del Príncipe Harry como Embajador de la Juventud de la Commonwealth.

    El velo presenta una flora única de cada país de la Commonwealth, mide cinco metros de largo y está hecho de tul de seda con un borde de flores bordadas a mano. Ello sumado a las flores favoritas de Markle, las cuales también fueron incluidas: la del invierno, también conocida como Chimonanthus praecox, y la amapola de California, de donde ella es oriunda.

    Todo decorado con la diadema de diamantes de Queen Mary que le obsequió la reina. Pieza sumamente histórica, y es que mientras la diadema de diamantes de la tiara se hizo en 1932, el broche en su centro se creó en 1893; entregada a la Reina en 1953 por la reina María.